Pollo guisado con papas

pollo guisado con papas
 

El pollo guisado, ya es un clásico de las buenas comidas, y es que hoy en día lo podemos combinar con diferentes ingredientes y termina siendo muchas veces algo muy delicioso, y es por eso que hemos decidido traerte en este día una receta bastante practica, pero muy rica, recuerda que fácil no siempre significa mal sabor, además que lo acompañaremos de un ingrediente muy usado en todo tipo de cocinas, por ser un gran acompañante, por ello te presentamos como hacer una rica receta de pollo guisado con papas.

Ingredientes

  • Nosotros ocuparemos tres piezas de pierna de pollo, tu dependiendo de cuantos y como lo quieres, puedes usar un pollo entero.
  • Un vaso de agua.
  • Dos cucharadas soperas de pasta de tomate.
  • Cuatro papas.
  • Dos cebollas blancas.
  • Una pizca tanto de sal como de pimienta.
  • Dos tomates rojos.
  • Y una pizca de tomillo.

Preparación:

  1. Lo primero que debemos hacer, antes de comenzar con nuestra sencilla receta de pollo guisado con papas, es preparar todos los ingredientes que ocuparemos.
  2. Por otro lado, debemos ocupar un sartén donde pondremos un poco de aceite a un fuego alto, para que podamos dorar nuestras piezas de pollo. Cuando ya se encuentren bien doradas, las retiramos del sartén u olla y reservamos.
  3. En esa misma olla salteamos la cebolla cortada en tiras delgadas por unos cuatro minutos.
  4. Pasamos a agregar los tomates de igual forma cortados en tiras y cocinadas por otros cuatro minutos a un fuego medio. Añadimos sal, pimienta y tomillo a nuestro gusto.
  5. Cuando hayan pasado unos 5 minutos de cocción, agregamos el pollo junto con las papas, que ya deberán estar peladas y cortadas en forma de cuadro.
  6. Añadimos dos cucharadas de pasta de tomate y el agua, tapamos bien el guiso de pollo y cocinamos a fuego bajo durante una hora.
  7. Ya para finalizar, cuando el pollo esté hecho y la salsa tenga la consistencia que nosotros deseamos ya podemos servir esta excelente receta de pollo guisado con papas.

Consejo:

Si quieres mejorar más tu platillo te recomendamos combinar este plato con un poco de arroz blanco y unas tajadas de plátano.

Ingredientes

  • 1 cucharada aceite de oliva
    1 1/2 tazas cebollas picadas
    1 taza apio en rodajas (incluya algunas hojas)
    6 patatas, medianas, con piel
    3 tazas zanahorias, peladas y cortadas en rodajas
    2.2 lbs. pechugas de pollo deshuesadas y sin piel
    4 tazas caldo de pollo bajo en sodio
    1 cucharadita. tomillo seco
    1/2 cucharadita. orégano seco
    1/2 cucharadita. pimienta negra
    2 hojas de laurel
    5 cucharadas fécula de maíz
    1/4 de taza agua fría
    1/4 cucharadita sal
    1/2 taza perejil fresco picado, para decorar

Preparación

  1. Calentar el aceite de oliva en una olla grande con tapa hermética. Sofreír la cebolla picada y el apio en rodajas durante unos minutos.
  2. Cortar las patatas, las zanahorias y la pechuga de pollo en trozos uniformes de unos 4 cm y añadirlos a la olla. Añadir el caldo de pollo a la olla junto con el tomillo seco, el orégano, la pimienta negra y las hojas de laurel y remover. Llevar a ebullición, tapar y cocer a fuego lento con la tapa puesta durante 45 minutos.
  3. Deseche las hojas de laurel. Para espesar, combine la maicena con el agua fría en un bol mediano. Remover hasta que esté bien disuelta y la maicena no tenga grumos. A continuación, añada ½ taza (125 ml) del caldo de pollo caliente de la olla y remueva para que se disuelva. Añadir al guiso y remover bien para combinar. Cocer a fuego lento durante otros 5 minutos o hasta que la mezcla espese.
  4. Para servir, vierta en tazones. Adornar con perejil fresco picado.

Guiso de pollo

Este guiso de pollo es una mezcla abundante de trozos tiernos de pollo, patatas y verduras en un caldo espeso y rico. ¡El clásico reconfortante perfecto para calentarse en un día frío!

Ingredientes

  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 2 libras de muslos de pollo cortados en cubos, cortados en cubos sal y pimienta al gusto
    1 cebolla picada
  • 1/2 taza de apio en rodajas
  • 2 cucharaditas de ajo picado
  • 1/4 de la mantequilla
  • 1/4 de taza de harina (Opcional)
  • 5 tazas de caldo de pollo
  • 1 cucharadita de condimento italiano seco (Opcional)
  • 3 ramitas de tomillo fresco
  • 1 hoja de laurel
  • 1/2 taza de guisantes en cong.
  • 2 cucharadas de perejil picado

Preparación

  1. Calentar el aceite de oliva en una olla grande a fuego medio-alto. Sazone el pollo generosamente con sal y pimienta.
  2. Cocinar el pollo en una sola capa de 4 a 5 minutos por cada lado o hasta que se dore. Es posible que tenga que cocinar el pollo en tandas.
  3. Retira el pollo de la olla; tápalo para mantenerlo caliente.
  4. Añade las cebollas, las zanahorias y el apio a la olla. Cocinar durante 4-5 minutos o hasta que las verduras se ablanden.
  5. Añada el ajo a la olla; cocínelo durante 30 segundos. Retirar las verduras de la olla.
  6. Derretir la mantequilla en un cazo. Añada la harina y bata hasta que se combine. Cocinar durante 1 minuto.
  7. Verter lentamente el caldo en la sartén, batiendo constantemente.
  8. Añade el pollo y las verduras a la olla de caldo junto con las patatas, el condimento italiano, las ramitas de tomillo y la hoja de laurel. Sazonar el guiso con sal y pimienta al gusto.
  9. Llevar el guiso a fuego lento. Cocer durante 30 minutos o hasta que las patatas estén tiernas.
  10. Incorporar los guisantes y las judías verdes congeladas. Cocer durante 5 minutos más. Retire la hoja de laurel y las ramitas de tomillo.
  11. Espolvorear con perejil y servir.

Y así de fácil tenemos un guiso muy sabroso, que estamos seguros te encantará a ti y a las personas con quien compartas esta rica receta, si quieres aprender más guisos como este, estás en el lugar indicado, ya que contamos con una gran variedad de guisos muy fáciles y deliciosos, únicamente debes dar CLIC AQUí y dejarte sorprender.

¿Que tal estuvo esta receta?

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 2

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Subir